Los accionistas minoritarios de las eléctricas denuncian a la Comisión Europea "la intervención arbitraria" del Gobierno