Madrid se convierte en la capital mundial del derecho los días 5 y 6 de julio