Por la crisis del Coronavirus ha crecido la petición de ayudas del Estado