Guía para las reclamaciones por prótesis de cadera defectuosas – DePuy ASR

¿Cuál es la situación sobre la reclamación de prótesis de cadera? 

En el año 2010, las autoridades sanitarias en Europa empezaron a interesarse por el número de personas obligadas a someterse a una nueva cirugía para reemplazar la prótesis implantada de los modelos de DePuy 'ASR XL Acetabular System' y 'ASR XL Hip Resurfacing System' debido a la reacción alérgica que este tipo de prótesis producía en los tejidos blandos. 

Anteriormente, en el año 2009, las autoridades sanitarias estadounidenses ya habían rechazado que dichas prótesis se distribuyesen por DePuy en ese país por medio de una comunicación remitida a Johnson & Johnson en agosto de 2009 en la que se concluía que la seguridad del implante era insuficiente para considerarlo efectivo de acuerdo con los criterios aplicables. Esto ocurría al mismo tiempo que DePuy tenía conocimiento de la creciente preocupación dentro de la comunidad médica, tanto en Estados Unidos como en Europa, respecto al alto grado de fallo de las prótesis en cuestión. 

Las reacciones identificadas por expertos médicos se derivan del hecho de que cuando las partículas de metal que liberan las prótesis (aproximadamente del tamaño de un septuagésima parte de la anchura de un pelo humano) se filtran a la sangre, éstas pueden tener un efecto altamente tóxico pudiendo destruir los tejidos musculares y óseos provocando dolor y en ocasiones dificultando futuras operaciones. Ante esta situación, la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS), dependiente del Ministerio de Sanidad, publicó una alerta en octubre 2010 en base a la cual se decidió interrumpir la implantación de las prótesis de DePuy 'ASR XL Acetabular System' y 'ASR XL Hip Resurfacing System’ y se ordenó la retirada del mercado de las mismas recomendando igualmente a los pacientes portadores que se pusiesen en contacto con sus cirujanos al objeto de realizarse chequeos médicos periódicos. 

Reclamación en Inglaterra sobre prótesis de cadera

En Cremades & Calvo-Sotelo hemos optado por reclamar en Inglaterra en nombre de los perjudicados en nuestro país, siendo ésta la jurisdicción donde tiene su domicilio el fabricante de las prótesis DePuy ASR. 

La valoración económica dependerá de la situación de cada perjudicado y valoraremos cada caso en todo detalle y de acuerdo a las circunstancias personales del afectado. 

Con este propósito nos hemos comprometido a plantear dichas reclamaciones en Inglaterra sin coste alguno para los perjudicados para el supuesto de que a través de la reclamación en dicha jurisdicción no se obtenga la indemnización debida. Este acuerdo les asegura a los afectados que en ningún caso nuestros honorarios se devengarán de no tener éxito la reclamación y se aplicará igualmente a otros gastos derivados de las reclamaciones. 

Si decide que presentemos su reclamación en Inglaterra, trabajaremos en este sentido con nuestros colegas de Irwin Mitchell, firma inglesa que representa al mayor número de perjudicados en Inglaterra, al objeto de recabar la prueba pertinente en su caso. 

Le mantendremos informado de la evolución de la reclamación y al mismo tiempo recabaremos todas las pruebas médicas que sean necesarias en España. También nos encargaremos de la valoración de la reclamación a ser planteada. 

¿Sabré si llevo una prótesis de cadera DePuy ASR o ASR XL?

Si, debería de haber sido informado aunque a menudo no se les comunica a todos los pacientes la marca de la prótesis que reciben.

En todo caso, los cirujanos deben poder suministrar esta información que se encuentra contenida en el historial médico del paciente. 

¿Qué debo hacer si soy portador de una prótesis DePuy?

Si es portador de una prótesis de DePuy, ya sea 'ASR XL Acetabular System' o 'ASR XL Hip Resurfacing System’, o si no sabe si la lleva, y no se ha puesto en contacto con usted su cirujano u hospital, se le aconseja acudir a su médico y solicitar las pruebas pertinentes para comprobar los niveles de metal en la sangre aunque no esté sufriendo dolor u otro tipo de molestias.

Los expertos recomiendan no alarmarse si lleva una prótesis de metal sobre metal de otra marca, pero aun así debe acudir a chequeos anuales durante al menos cinco años. 

¿Qué es una prótesis de metal sobre metal?

La articulación de la cadera se compone de dos partes principales. Una o ambas partes pueden ser reemplazadas durante la cirugía:

  • La cavidad de la cadera, acetábulo. 
  • El extremo superior del fémur, cabeza femoral. 

Por otro lado, la prótesis de cadera se compone de las siguientes partes:

  • Una copa, normalmente hecha de metal. 
  • Un inserto, el cual encaja dentro de la copa o acetábulo, normalmente de plástico, aunque también puede ser de cerámica o metal. 
  • Una esfera de metal o cerámica que reemplazará la cabeza redonda (superior) del fémur.
  • Un vástago de metal que va adherido al fémur para darle más estabilidad a la articulación. 

En las sustituciones de caderas tradicionales, llevadas a cabo desde los años 50, se usaba la esfera de metal y un cavidad acetabular de cerámica o polietileno. Sin embargo, en los 90, se incrementó el uso de metal sobre metal.

En este tipo de prótesis, tanto la cabeza femoral, que se asienta en la parte alta de la pierna y la cavidad acetabular que se encuentra enganchada a la cadera, están hechas de metal. Durante mucho tiempo se tuvo la creencia de que este tipo de prótesis podría soportar mejor el paso del tiempo.

¿Qué investigaciones se están realizando?

Se están realizando diversos estudios a nivel internacional, ya que los cirujanos temen que las prótesis sean más peligrosas de lo que puedan parecer a primera vista. Asimismo es importante que se divulgue la información al respecto de este tipo de prótesis ya que muchos pacientes portadores de las mismas pueden no ser conscientes del riesgo y no estar, por lo tanto, sometiéndose a los controles oportunos.

A este respecto, un equipo de cirujanos británicos confirma en un reciente estudio en el que han recopilado datos de 500 pacientes con prótesis DePuy que estas prótesis muestran un índice de fallo de hasta el 35% a los 4 años y un 49% a los 6 años. 

El Dr. Tony Nargol, cirujano ortopédico de North Tees y Hartlepool NHS Trust en el Reino Unido, ha dicho: ‘Es vergonzoso saber que puede haber pacientes que no hayan sido informados. Hemos estado diciendo al mundo entero que estos implantes se están desgastando y que podría haber problemas más adelante, pero necesitamos asegurarnos que el público reciba el mensaje.’

El Dr. Nargol también defiende que los cirujanos deberían someter a todos los pacientes portadores de prótesis de DePuy 'ASR XL Acetabular System' y 'ASR XL Hip Resurfacing System’ a analíticas de sangre, tomando incluso muestras del líquido alrededor de la articulación así como someterles a una prueba de ultrasonido para comprobar que no exista daño.

¿Cuáles son las últimas novedades respecto a la alerta? 

Hay tres novedades fundamentales. En primer lugar, las autoridades sanitarias de varios países, incluyendo la británica MHRA (Medicines and Healthcare products Regulatory Agency) están preparando una nueva advertencia para todo aquél que lleve una cadera de metal sobre metal ya que se teme que las prótesis sean más peligrosas de lo que se había anticipado. Es muy probable que esta nueva alerta se dé en unos términos más drásticos que la anterior alerta emitida en el año 2010. En segundo lugar, los estudios han demostrado que las prótesis DePuy tienen un índice de fallo mucho más alto de lo que inicialmente se pensaba, llegando en algunos casos hasta al 50% después de 6 años. Finalmente, el número de personas que se encuentran en posición de demandar por daños y perjuicios como consecuencia de tales prótesis crece día a día.

Daños Personales