Los despachos de abogados son vehículos para atraer proyectos